sábado, 22 de diciembre de 2007

40 Millones de delincuentes

Si Australia en su día no era más que un penal tremendo, a nosotros nos harían falta un par de Australias para meter a tanto delincuente.

Si seguimos la máxima de que aceptar el castigo implica reconocerse culpable, unos 40 millones de españoles lo somos, ya que pagamos una multa por robar vilmente a los pobrecitos Alejandros Sanz
y Bisbales que por ahí pululan.

No se cuantos grupos de música habrá por ahí, pero sólo en mi círculo de amigos hay unos 20, y hasta yo tengo el mío (vale, ensayamos poco, pero todo se andará). Nadie percibe ni un duro de la $GA€, evidentemente. El problema viene cuando se quiere uno poner en serio, ahí no solo sigue sin revibir ni un durico sino que además ha de pagar a tocateja cantidades tremendas en conceptos de autor. Cuando son SUS canciones que han creado ELLOS y no versiones de otros.

Grupos que cuelgan en la red sus maquetas, que de esa manera les llega a todo el que quiera oirlas, que se pueden permitir vender su maqueta en CD de concierto en concierto y que la única mercadotecnia que tienen es el boca a boca y una nube de enlaces por el cibermundo.

Esos grupos son lo que a mi me valen, los que realmente saben lo que es la música y los que la adoran y la disfrutan y sacrifican gran parte de su tiempo para hacer realidad un sueño. Grupos que al salir de currar en lugar de irse a su casa a contar dinero ensayan, y los fines de semana más, y de su bolsillo sale cada uno de los céntimos que les costará grabar la maqueta que por otro lado todos la tenemos ya y loa compraremos para ayudar en la medida de lo posible.

Tengo la suerte de disfrutar de un movil con tarjeta de memoria y mp3, en esa tarjeta tengo las maquetas de mis colegas, sólo eso, ni un solo disco "pirateado" ni descargado ni comprado ni nada, sólo la obra de mis colegas. Ahora tendré que pagar por esa tarjeta, por ese movil y en breve por tener amigos, ya que compartir cosas sin pedir nada a cambio (uno de los pilares de la amistad) también es delito.

Si les sirve a ellos de algo yo encantado de la vida, pero dudo mucho que esto sea así.

¿Y los daños colaterales? Empresas que por fabricar cd's en españa tienen que sumarle el canon y sacan a la venta productos que valen un 100% más que si los compras en portugal o alemania. Esos centenares o miles de currantes que están en el paro y a los que se sumarán los que hacen memorias flash. Para mi que esos están algo más jodidos que Ramoncín o Caco Senante y todo por una cruzada inexistente de la mano de unos caciques que no saben sobrevivir en el siglo XXI. El negocio ha cambiado, pero ellos no.

A mi me encantaría seguir vendiendo Amstrads y Commodores 64, sinceramente, pero esto ha cambiado. Si hace unos años en las tiendas de informática vendíamos pues eso, informática, ahora vendemos teles, DVD's, radios de coche, etc... En definitiva, que nos hemos ido adaptando a los tiempos. Pero ellos no. La industria discográfica (por que no hay que olvidar que la crisis es suya, y no de LA MÚSICA que está más sana que una pera) sigue como estaba a mediados se siglo. Si por ellos fuera desparecerían los Cd's y volvería el vinilo, pero como no pueden se buscan otras alternativas. Todos están equivocados menos yo, piensan, y lo pero es que convencen a todos, incluso al gobierno.

A día de hoy casi un millón y medio de firmas hay recogidas en la plataforma de Todos Contra el Canon, pero parece que pesamos mucho menos que 50 artistas de la $GA€.

En las últimas elecciones un movimiento motero proponía dar su voto al partido que eliminara los "quitamiedos", ahora casi sería posible hacerlo al partido que elimine el canon. Lamentablemente los políticos nos la meten doblada cada dos por tres, con lo que sería absurdo hacerlo en favor de unos o de otros.

Los artistas (y cuando digo artistas prostituyo la palabra refiriéndome a Bisales y Chenoas) viven mejor que quieren, y reclaman más. Además nunca ponen a los verdaderos beneficiaros del canon, sino a estas caritas preciosas que nos dicen con pena en los ojos: "ni me robes, coño" faltandoles acarbar la frase con un "mis jefes odian la competencia".

Así que ahora tenemos barra libre. Pagamos de antemano por el derecho a la copia privada, así que ejerzámoslo, no puede ser delito tener algo por lo que has pagado, de hecho has pagado varias veces.

Compro un cd original, pago. Compro uno virgen para hacerme mi copia privada (derecho que nunca implica disponer de ese original), pago. Uso mi ordenador para convertirlo en mp3, pago. Lo copio en la flash de mi movil para oirlo más cómodamente mientras paseo, pago. Como parece ser que del ordenador, la tarjeta y el cd no me voy a librar facilmente de pagarlos, he de abaratar costes en lo que si depende de mi voluntad, es decir, NO me compraré ese cd original. ¿Esto es lo que se quiere conseguir? Pues cojonudo, yo no estoy para mantener los merdeces de nadie.

Que mala leche me está entrando. Menos mal que hay muchos David Bravo luchando, aunque no se yo si finalmente podremos conseguir algo, pero por luchar que no quede.

Salud y suerte

4 comentarios:

filomeno2006 dijo...

No al canon digital

Anónimo dijo...

Ya he firmado; no tengo por qué pagar el canon de un CD en el que grabo mis fotos.

Anónimo dijo...

¿Dónde está la presunción de inocencia?

El_Rafa dijo...

Aquí todos somos culpables hasta que no se demuestre lo contrario. Lo malo es que si se demuestra que SI eres culpable no cuenta que ya has pagado la multa. Es decir: si eres bueno pagas, y si eres malo pues pagas más. Curiosa manera de hacer números.