miércoles, 31 de diciembre de 2008

Regalar Informática es Regalar Amistad

O por el contrario no, sino que puede ser la mejor manera de quedar mal con el prójimo.

Así que como testigo de diversas tragedias y desgracias acaecidas durante los últimos años, me otorgo el privilegio de poner unas cuantas reglas a seguir a la hora de regalar productos de informática.

1.- Hay que conocer al agasajado.

Ya se que además de recurrente puede ser tentador, pero el mero hecho de disponer de un ordenador no implica que el individuo en cuestión sea un fanático. Si usted no lo conoce bien, imagínese yo, así que no se le ocurra ni preguntarme eso de "¿Qué crees que le gustaría?"

2.- El ordenador es un medio y no un fin.

Me refiero a que su hijo/a/hermano/a/primo/a/cuñao/a/pareja/o, usa el ordenador para algo. Puede jugar, ver como cae la bolsa, mirar tetas y culos (si, si, ahora no disimuléis) o incluso algún pervertido lo utiliza para trabajar, hay gente para todo.

Así que no vale eso de decir "dame una webcam para mi sobrino, que de eso no tiene". Pues si no tiene... no se yo... a lo mejor es por algo, ¿no? ¿Para que quiere alguien un game pad con vibrador si sólo usa el ordenador para leer el periódico? Efectivamente, para pollas.

3.- Compatibilidades

Los fabricantes se levantan por las mañana con una sóla idea en su mente: Putearle. Y precisamente por eso, con toda su mala leche, hacen a posta que una tarjeta de televisión con sintonizador TDT de última generación no sea compatible con el ordenador que le regaló a su hijo el día de la comunión, y eso que el chaval tiene ya 28 años. Qué mamones són.

Estas cosas provocan dos cosas: que el regalado se enfado con usted y que usted se enfade conmigo. Pero recuerde siempre que cuando le pregunté si el equipo tenía menos de un año me contestó que si.

Nota para mi: grabar todas las ventas en vídeo para demostrar estas cosillas.

4.- Hay vida más allá de la informática

Esta bién que le regale al individuo/a en cuestión un megachupijuego para el pc, el último, el más sangriento, el más caro que había, por que se pasa el día jugando al ordenador. ¿Se ha preguntado alguna vez por qué?

Regálele un juego de rol, unas cartas del Magic, un Trivial, unos dados, un balón de baloncesto, una bici de carreras...

5.- Ya que le regala informática y sabe lo que hace, no sea cutre

Vale, sabe lo que necesita, sabe que le hace falta y aprovecha estas fiestas para regalárselo, pero créame cuando le digo que además de quedar como un cutre de cuidado, envolver en papel de regalo una tarrina de cd's es para usted casi más humillante que para mí.

Así que regalen con cálculos, pensando siempre en la otra persona más que en usted y sobre todo cómpren sus cosas en mi tienda, que la vida está muuu malita.

Salud y suerte

No hay comentarios: