sábado, 7 de marzo de 2009

Frikoteca 2ªed: Yo Compré una Moto Vampiro (1990)



Durante un ritual satánico por parte de una banda de moteros, la banda rival aparece con ganas de guerra y se lía la marimorena en cuestión de segundos. Como resultado, la sangre del oficiador de la ceremonia cae sobre el depósito de una Norton preciosa, convirtiéndola en moto-vampiro que sólo funciona con sangre (en estos tiempos es casi de agradecer).

Posteriormente un pringado la compra y se dará cuenta de que la moto esconde algo más que hierro y grasa.

Más o menos este es el argumento de la película, aunque una vez leído el título poco más hay que explicar.

Comedia mala con ensañamiento, parodia británica de las pelis de terror americanas de los ochenta con bastante humor (pese a ser británica), con su sangre, sus desmembramientos, su policía con aliento a ajo, su novia jamona, etc... Vamos, que tiene todos los ingredientes necesarios en toda buena serie b.

Incluso esconde alguna sorpresa. El cura que va en trike por que dice que las motos son unas máquinas diabólicas es ni más ni menos que ¡Anthony Daniels! Vale, tal vez esto no os diga nada, pero... ¿Os suena C3PO? Pues ese, pero sin carcasa ni culo metálico.

La pondremos en el lugar habitual (Casablanca) el 15 de marzo a las 19:00 aprox. ¿No lo sabías aún? Eso es que no lees las propuestas culturales de Alcalá, ya te vale.

Así que todos estáis invitados (y todas, evidentemente).

Por si queréis ir haciéndoos boca, aquí dejo el elink para que disfrutéis de esta joya del cine.

Por cierto, no se si es por escenas eliminadas, por censura (no creo) o simplemente por dejadez, pero la parte del exorcismo a la moto está en inglés.

Sed buenos, disfrutad del buen cine (ajeno a las salas comerciales) y sobre todo compartid estas perlas cinematográficas que malviven de foro en foro.

Para cualquier sugerencia ya sabéis donde estoy.

Salud y suerte.

1 comentario:

Jesus dijo...

¿Serie B britanica?, pues no la conocía, pero debe ser la hostia de mala...me gustaría verla..jeje.Un saludo Rafa.