martes, 10 de marzo de 2009

Yo Confieso

Son ya varios años ocultándolo al mundo, mucho tiempo mordiéndome la lengua para no hablar, para mantenerme a salvo. Muchos clientes lo han estado sospechando, algunos incluso han llegado a acusarme públicamente mientras yo lo negaba...

Pero ya no puedo más, no puedo seguir con esta mentira que corroe mis entrañas.

Así que aquí va mi confesión:

Sr Juez:

Ante la imposibilidad de seguir más tiempo con esta farsa, enumero a continuación los delitos de los que soy plenamente culpable para ponerlos en su conocimiento.

1.-Como fabricante de impresoras que soy, las vendo a un precio ridículo para luego pedir mucho más por los cartuchos, resultando más económico comprarse una impresora nueva que cambiarle los cartuchos a la vieja.

2.- Como diseñador de juegos, los hago a caso hecho cada vez más pesados de mover, para que mis clientes tengan que ampliar sus equipos y así lucrarme a costa de explotar sus necesidades de ocio.

3.- Como fabricante de cámaras de fotos digitales económicas, consigo a posta que se estropeen cuando han pasado dos semanas de su garantía, subiendo además los precios de los recambios para que resulte más cara la reparación que la cámara en sí.

4.- Como mayorista informático, retengo durante días tu pedido para hacer que te llegue siempre en lunes, y así joderte el fin de semana.

5.- Como fabricante de DVD's y Home Cinemas les instalo un chip mediante el cual las películas de los niños no se puedan ver, y se autodestruya a la semana siguiente al fin de la garantía.

6.- Como programador de software pirata, les meto un programilla que hace que el programa de contabilidad deje de funcionar el día antes de presentar el IVA trimestral.

7.- Como diseñador de virus, los copio dentro de los archivos del eMule para infectarte tu ordenador y dejarte en pelotas unos días.

Resumiendo, que como la peor persona del mundo que soy no tengo más remedio que confesarme y esperar que usted dicte sentencia.

Y para que así conste emito este post en pleno uso de mis facultades.

Ufff, ahora me siento mucho mejor, ¿dónde vamos a parar?

Salud y suerte.

No hay comentarios: